miércoles, 4 de agosto de 2010

Resaca emocional




Odio cuándo me dan las penas.
Porque cuándo me dan las penas nunca vienen solas, siempre vienen en grupo, gritándo y riéndose, riéndose de mi. Y yo las tengo que ahogar en alcohol y acabo con la cabeza como un bombo y riéndome yo tambien de mi y de la mosca que pase. Y cuando he cojido una buena cogorza emocional y noto que mis neuronas están durmiéndose y quizá alguna de ellas se haya ahogado junto con mis penas, entonces grito de alegría y canto y bailo, al son de la sinfonía que mi estómago, mi higado y mi cabeza reproducen alritmo de el vodka barato. Y recuerdo, y los recuerdos no me importan. Que les den. Yo sólo quiero bailar, y cantar y gritar. Que me siento bien. ¿No es eso maravilloso?Pues habrá que celebrarlo. Y que se enteren los vecinos. Y la señora que pasea el perro por la acera de enfrente. Y el del kiosko. Y los del barde la esquina. Que se enteren hasta en china. Cuándo mi cuerpo no aguante mas y todo gire en espirales de colores, me dejaré caer, con suerte sobre la cama, y con menos suerte en el suelo. Y dormiré feliz, eufórica, cansada, borracha y por fin sin penas. Dormiré sin sueños, en un trance que el alcohol me regala. Horas y horas. Cuándo me despierte tendré que enfrentarme a todo lo que ayer alegremente dejé de lado, y ahí viene la parte odiosa, porque comprobaré quemis malditas penas, lejos de haberse marchado, me habrán estado esperando las jodidas. Y tendré que soportar la resaca emocional y a mis neuronas reviviendo dolorosamente y trayendo a mi mente nuevamente los recuerdos que me han llevado a este estado.

Porque los seres humanos somos animales de costumbres fijas. Y en algún lado leí que las heridas se curan con alcohol, pero no de esa clase, y además sólo las físicas. Para las heridas del alma aún estoy buscando medicina.



10 comentarios:

Borja dijo...

Las heridas del alma se curan con el tiempo. El alcohol sólo sirve para apartarlas un rato =)
Pero una cosa es segura, al final de todo se aprende y las cosas buenas que nos pasan logran cicatrizar esas heridas del alma :)

cigarettes-coke dijo...

A mi también me gusta tu blog, que lo sepas! GRACIAS por el regalito jijiji
Y ahora un consejo que te doy; procura ser feliz y que las cosas malas NO te condicionen para hacer otras cosas que SI pueden ser buenas. No es justo ni para ti, ni para los demás. Vive, solo vive y ríe. Porque reir es gratis y es lo más bonito del mundo.

ChicaGuau dijo...

¡Muchísimas gracias! No me acordaba de la emoción de recibir un premio después de tanto tiempo... Jaja.
¡Muchas gracias, y enhorabuena! ^^

noëlle dijo...

¡muchas muchas gracias de verdad!
Es todo un honor recibir un regalito así y después de estar además tanto tiempo sin editar.
Y tú también te lo tenías más que merecido.

Un abrazo :)

La hija de Caronte dijo...

Muchas gracias guardadora de oxígeno, es un orgullo recibir de ti este premio bonita :) Muás

La Tua Cantante. dijo...

Sigo diciendo que tu blog es uno de los mejores, de los que más me gustan :) Es muy de mi estilo.
Las penas... ay, esas penas! a veces ni con alcohol se van, sólo salen más a flote... :/
Ánimo, besotes <3

lavidamisma dijo...

Te lo mereces, claramente :)


¡Felicidades a todos!

Dana O'hara dijo...

Siempre caemos en el mismo error. Alcohol para olvidar, pero al día siguiente recordamos doble :(

me ha encantado eso de cogerse una buena cogorza emocional. ¿Para cuándo una?

muac!

La sonrisa de Hiperión dijo...

Encantador blog el tuyo, un placer haberme pasado por tu espacio.

Saludos y un abrazo.

don vito dijo...

hola, gracias por compartir esta belleza,te encontré en un blogg común, si te gusta la poesía te invito al mio,será un placer, es,
http://ligerodeequipaje1875.blogspot.com/
muchas gracias, buena tarde, besos